El poder de Algorand radica en su tecnología blockchain de última generación

Muchas veces al hablar de blockchain, automáticamente se piensa en criptomonedas, pero ese no es el eje central de la cuestión, la importancia radica en la utilización de una tecnología de vanguardia que encuentra utilidad práctica en un sin fin de ámbitos, para resolver problemas de la vida en todo el mundo.

Diferencia entre criptomonedas y blockchain

Cuando hablamos de tecnología blockchain, existen muchos conceptos que se mezclan en el imaginario popular donde se cree que todo es lo mismo, pero esto no es así, por ello es necesario realizar una diferenciación entre los conceptos básicos que conforman esta nueva tecnología, con el fin de comprender la dimensión de su alcance, y porque resulta una verdadera revolución, al traer soluciones a grandes problemáticas que acontecen en todo el planeta.

En primer lugar, dentro de los conceptos, debemos comenzar por definir “Blockchain”, que es lo que da vida a todo este asombroso universo. Para definir en pocas palabras qué es blockchain, podemos comenzar diciendo que es una tecnología que se basa en cadenas de bloques interconectados, siendo completamente descentralizada, por lo cual conforma un libro contable o una gran base de datos, donde se pueden asentar y garantizar de manera segura, un sin fin de operaciones, siendo prácticamente incorruptible, por lo cual los datos no se pueden modificar una vez generados.

Las criptomonedas son dinero digital, los cuales pueden ser denominados como activos que representan un valor dentro de la cadena de bloques para realizar intercambios, estando asentados sobre la tecnología blockchain que sirve de plataforma para garantizar la veracidad de las transacciones, como así también su disponibilidad líquida. En el caso de Algorand, su moneda se denomina ALGO. Estos cripto activos, son utilizados a la hora de realizar intercambios con otras personas, que a su vez pueden ser convertidos a otras monedas diferentes y dinero fiat.

Núcleo tecnológico de Algorand

Como hemos mencionado en otros artículos, Algorand es una cadena de bloques diseñada desde sus cimientos para resolver los problemas que se presentan en otras redes, dado que como en toda tecnología, se produce una evolución para ir corrigiendo cuestiones que en las primeras versiones representan un problema, frenando su expansión y desarrollo, y de esta manera dan paso a nuevas generaciones.

Uno de los temas preocupantes en cuanto a blockchain se refiere, ha sido el problema de la “minería de criptomonedas”, en donde para llevarla a cabo, se requieren grandes capacidades de cómputo, con el fin de resolver algoritmos criptográficos que den lugar a la generación de nuevos bloques, y la concerniente verificación de datos introducidos en una cadena. Esto se denomina “Protocolo de prueba de trabajo”, y trae inconvenientes para el ecosistema, dado que se consumen grandes cantidades de energía, a la vez que se va centralizando la cadena en manos de grandes pools de mineros.

En el caso de Algorand, esto se resuelve con su protocolo de “Prueba de participación pura”, por lo cual la red ha sido galardonada como carbono neutral, es decir, que no produce contaminación ambiental. Su funcionamiento se basa en la tenencia de sus tokens (ALGO) por parte de los usuarios, los cuales en lugar de realizar minería, son seleccionados por comités al azar, para tomar las decisiones mediante el consenso. Esto da mayores posibilidades de participar, a la vez que disminuye el riesgo de centralización por parte de personas que realizan grandes inversiones en equipos de hardware, dado que no se requiere capacidad computacional exorbitante.

Los contratos inteligentes

Una de las grandes cuestiones que la tecnología blockchain resuelve, es la de poder realizar convenciones, acuerdos e intercambios, de manera totalmente descentralizada y sin intermediarios que actúen como terceros de confianza. Esto es logrado gracias al desarrollo de los “Smart contracts” (contratos inteligentes), instrumentos que permiten establecer condiciones y ejecutarse de manera automatizada a la hora de realizar múltiples transacciones, de una manera totalmente garantizada.

Estos contratos inteligentes, están dando lugar a la generación de múltiples aplicaciones descentralizadas, con el fin de operar de manera simple y realizar operaciones contractuales rápidamente, desde cualquier punto del planeta; situación que está reduciendo cada vez más las fronteras físicas entre países, que actualmente encuentran grandes complicaciones a la hora de realizar operaciones, mediante los mecanismos clásicos.

Algorand ha desarrollado contratos inteligentes robustos y seguros, que pueden ser utilizados por cualquier persona, dado que estamos ante una cadena de bloques sin permiso, por lo cual, aquellos individuos o empresas interesados en realizar desarrollos, pueden hacerlo. Además la red presenta otras grandes ventajas con respecto a otras opciones: gran velocidad, costos ínfimos para las transacciones, finalidad de las operaciones garantizadas y un marco inigualable de garantías. Con estas características, claramente se resuelve el trilema blockchain, permitiendo a la misma vez, seguridad, descentralización y escalabilidad, para el crecimiento de todos los proyectos de manera inclusiva.

Conclusión 

Mediante este artículo, esperamos haber podido explicar en pocas palabras, conceptos que muchas veces traen dudas, como ser la diferenciación entre tecnología blockchain y criptomonedas. Por otra parte, señalamos algunas de las bondades que Algorand presenta en cuanto a tecnología de nueva generación, lo que permite resolver un sin fin de cuestiones, además de representar el potencial ideal para un mayor desarrollo tecnológico inclusivo, en todas las regiones del planeta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.