Algorand: una plataforma para el desarrollo sustentable de dApps

En la nueva era informática, la tecnología blockchain está sentando las bases para la construcción de nuevos ecosistemas digitales. Algorand brinda una plataforma completa de desarrollo para la creación de aplicaciones descentralizadas y proyectos de manera sustentable.

Tecnología subyacente

Blockchain es una tecnología subyacente disruptiva que está generando las condiciones necesarias para el desarrollo de proyectos innovadores. Actualmente las aplicaciones web funcionan sobre una red endeble, en donde muchas veces la seguridad está comprometida, quedando expuestas a constantes hackeos. Gracias a las redes blockchain, esto ahora tiene otro enfoque, dado que las cadenas de bloques son prácticamente incorruptibles.

Desde el surgimiento de esta tecnología hasta la actualidad, existen redes de primera y segunda generación, como lo son Bitcoin o Ethereum. El problema existente en este tipo de redes es que no son escalables, como así tampoco, pueden garantizar la descentralización completa con parámetros de seguridad adecuados. Otro inconveniente de este tipo de redes es que resultan lentas y costosas para las transacciones cotidianas, siendo prácticamente imposibles de aplicar para las operaciones del día a día.

En respuesta a estas problemáticas, surgen las redes blockchain de nueva generación, en donde los protocolos están ajustados para adaptarse a las condiciones del mercado diario. Dentro de esta categoría se ubica Algorand, brindando una increíble velocidad para concretar las operaciones, costos bajos, descentralización y seguridad garantizada.

Impacto ambiental

La humanidad en su evolución, muchas veces ha descuidado la ecología, realizando actividades que han sido perjudiciales para el planeta. Es por esto que se debe avanzar hacia un modelo que permita el desarrollo tecnológico, pero que a su vez resulte sustentable con el medio ambiente. Es decir, debemos arbitrar los medios necesarios para generar el menor impacto ambiental posible.

Los primeros protocolos blockchain utilizan la denominada prueba de trabajo (PoW), en donde los “mineros” realizan cálculos matemáticos con su hardware y, de esta manera, generan nuevos bloques en la red. Este planteo consume una elevada cantidad de electricidad, que si bien puede ser subsanada por generación de energías sostenibles, como ser eólica o solar, igualmente demanda una enorme porción de electricidad, que bien podría ser aprovechada por otras fuentes.

Algorand, en busca de una solución a esta cuestión, desarrolló el protocolo de prueba de participación pura (PpoS), el cual no requiere de capacidad informática para la resolución de acertijos matemáticos. Por el contrario, este protocolo utiliza el consenso de red a través de “comités”, conformados mediante la selección aleatoria entre los participantes, para la validación de las transacciones y generación de nuevos bloques. A raíz de ello esta blockchain ha sido condecorada como “carbono negativo” por su nula emisión de contaminantes.

dApps mediante una plataforma sustentable

Las bondades que aporta Algorand, permiten a los proyectos que decidan desarrollar sobre su plataforma, contar con el respaldo de una red robusta y mantener un firme compromiso con el medio ambiente. Esto resulta crucial en el camino hacia la nueva era Web3, en donde los paradigmas están mutando hacia modelos más comprometidos con la ecología y la humanidad en general.

Otro de los asuntos que ha sido cuestionado es el que tiene que ver con los usuarios, en donde las plataformas actuales los colocan en el lugar de meros consumidores. Mediante las plataformas de nueva generación, las personas se encuentran en el eje de la cuestión, otorgando un entorno más transparente para ellos, a su vez que se les da un papel más activo en la toma de decisiones, mediante los programas de “gobernanza”.

Es así como los proyectos que se encuentran en la red Algorand, otorgan ventajas tanto para los desarrolladores como para los usuarios. Para los primeros, se les ofrece características que en otras blockchain no están presentes y, para los segundos, se les garantiza una plataforma y aplicativos confiables.

Conclusión

Sin dudas Algorand es una red sustentable, ideal para la generación de proyectos que compartan los ideales y compromisos con el medio ambiente, así como también, con la humanidad. Esta blockchain resulta adecuada tanto para los desarrolladores como para los usuarios, que podrán tener un papel crucial en los futuros proyectos para Web3.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.